Entrevista a Juan de Nieves / SUMMA 2014

Entrevista a Juan de Nieves: El objetivo final de mi trabajo no finaliza solamente con el “hecho expositivo”

 

 

Summa14.Save

Del 18 al 21 de septiembre, Matadero Madrid acogió la segunda edición de SUMMA Contemporary Art Fair, una feria con una intención muy clara: generar respuesta a expectativas de un coleccionista ávido por conocer los nuevos valores del arte. Pasadas ya semanas de su clausura y confirmando que la feria a nivel de ventas no cumplió sus objetivos, me resulta importante destacar el contraste con el buen nivel de profesionales involucrados en el área artística liderado por el comisario Juan de Nieves y con el respaldo de Gloria Moure y Marina Fokidis para la sección Transversal, Carolina Grau para la sección UP y con Octavio Zaya como coordinador de los foros de discusión, debates y mesas redondas. Todos ellos, comisarios de renombre nacional e internacional, que enfocaron su labor a un evento organizado para y por el mercado del arte.

 

Desde este contexto, me interesa reflexionar sobre la actividad curatorial actual, y para ello hablamos con uno de los protagonistas de la pasada SUMMA, Juan de Nieves, director artístico de la feria. En esta charla, de Nieves hace hincapié en lo sustancial del contexto y lo fundamental que es hoy reforzar las relaciones entre artistas, comisarios y críticos con los coleccionistas.

 

Adrià Julià. Negative Inchon, 2012. 16mm colour film negative, silent. 14’ loop, Edición única. Cortesía del artista y de Dan Gunn, Berlín
Adrià Julià. Negative Inchon, 2012. 16mm colour film negative, silent. 14’ loop, Edición única. Cortesía del artista y de Dan Gunn, Berlín

 

Carlos Carvalho Arte Contemporânea. Isabel Brison. Cidade-jardim, 2014. Impresión Lambda. 110 x 78 cm. Ed. 5 + 2 PA
Carlos Carvalho Arte Contemporânea. Isabel Brison. Cidade-jardim, 2014. Impresión Lambda. 110 x 78 cm. Ed. 5 + 2 PA

 

——-

Bernardo Sopelana: Durante los últimos años, se ha reflexionado con bastante crítica y obsesión la actividad que se ejerce desde las prácticas curatoriales y sobre todo, del protagonismo del comisario en los proyectos del arte actual. Así como hay múltiples tipos de artistas, así existen múltiples tipos de comisarios. Dada su extensa experiencia en el ámbito curatorial y su diversidad de proyectos en los que se ha desarrollado: museos, instituciones, residencias de artistas, feria de arte: ¿Qué nos podría decir sobre las distintas actividades del comisario?

 

Juan de Nieves: Es cierto que los comisarios de arte contemporáneo, sobre todo a partir de mediados de los años noventa, se han convertido en figuras centrales dentro del sistema social del arte. El comisario independiente se ha forjado desde entonces una imagen que corre en paralelo a la de los artistas, en términos de colaboración, de interlocución, de mediación con las instituciones, etc. Pero hablar de “protagonismo” curatorial me parece algo excesivo. En efecto, hay diferentes tipos de aproximación a la hora de trabajar con los artistas. Ya en los años sesenta y setenta, Szeemann abrió las puertas hacia una nueva manera de entender estas relaciones y responsabilidades. Y creo que aún hoy en día su visión curatorial sigue vigente. Lo que es interesante para mi es que nuestro trabajo, tal y como Szeemann decía, ha incorporado toda una serie de matices que se activan en función de las circunstancias de cada práctica y de los múltiples escenarios en los que se pueden actuar. No es lo mismo desarrollar un trabajo curatorial con un artista “histórico” que con aquellos que están comenzando su carrera. Y por otra parte un museo, o un centro de arte contemporáneo, son contextos muy diferentes al de una bienal o un proyecto de arte público, un trabajo de investigación o un proyecto editorial… Siguiendo a Szeemann, uno puede desempeñar su trabajo como administrador, amateur, autor, burócrata, cartógrafo, catalizador, colaborador, empresario cultural, nómada, diplomático, investigador… y en ocasiones todas estas cosas a la vez!

En mi caso, y en términos generales, creo que intento ser siempre un interlocutor, y aunque no sé en que medida esto se visibiliza en los proyectos, encuentro que lo más fascinante de mi trabajo es aprender de quien tengo al lado.

 

BS: Existen con seguridad puntos de partida muy diversos para cada uno de los proyectos; a nivel personal, ¿cuáles son las diferencias para comisariar esta diversidad de proyectos? Es decir, ¿cómo afronta, desde la perspectiva curatorial cada uno de sus proyectos? ¿Cómo describiría la transición entre cada uno de los poryectos?

 

JDN: Cada práctica artística y cada individuo pide una serie de actuaciones y resultados diferentes. Como he dicho antes, también el contexto marca definitivamente tus actuaciones. En mi caso, y siempre que las circunstancias lo permiten, me gusta trabajar con tiempo suficiente para que se de una buena interlocución, no solo con cada artista, si no también con las instituciones o plataformas para las cuales los proyectos están planteados. Un comisario de exposiciones tiene una gran responsabilidad con muchos mas agentes además de los artistas: el personal de cada museo por ejemplo, sus equipos, sus audiencias. Intento que todos estos aspectos se mantengan muy vivos a lo largo de cada proyecto. El proceso es mucho más interesante para mi que los resultados. Pero esto tiene cierta lógica ya que para la mayor parte de los artistas con los que he trabajado, esta idea también es central.

 

El objetivo final de mi trabajo no finaliza solamente con el “hecho expositivo”. Llevo años trabajando y hablando con artistas con los que aún no he realizado ninguna exposición. Y esto también es trabajo curatorial.

 

Gema Llamazares Galería de Arte. Alberto Salván. Sutter Street and Crestline Road, Fort Worth, Texas. Serie Uncommon Places, 2013...
Gema Llamazares Galería de Arte. Alberto Salván. Sutter Street and Crestline Road, Fort Worth, Texas. Serie Uncommon Places, 2013

 

 

BS: Teniendo en cuenta su reciente participación como comisario de la feria SUMMA, ¿qué podría comentar sobre la actividad curatorial versus el mercado del arte? ¿Ejerce el mercado una fuerza importante a tomar en cuenta?

 

JDN: Bueno es importante aclarar que para SUMMA no he trabajado como comisario, si no como director artístico. Una feria no se puede comisariar, son las galerías y sus artistas quienes tienen esta responsabilidad. Mi trabajo ha consistido en contar con un equipo de colaboradores, también otros comisarios, que a su vez han llevado diferentes secciones en la feria.

 

El mercado está ahí, no lo podemos negar y además es una parte necesaria para que el engranaje funcione. Pero confieso que nunca he hablado demasiado de mercado con los artistas con los que he trabajado. Es cierto que para algunos de ellos, el apoyo constante de algunos coleccionistas ha sido muy importante para llevar a cabo sus carreras respectivas. Quizás esta idea sea ya un poco romántica, pero creo que durante los años sesenta y setenta se dieron importantes sinergias entre los artistas, los comisarios o críticos y los coleccionistas. Todos ellos compartían la pasión por el arte y el conocimiento. Estaría bien recuperar ese espíritu para el momento presente.

 

Paula Alonso Galería. David Morago. Lobas, 2014 (Fragmento). Acrílico y grafito sobre madera. 200x200 cm. Cortesía de la galer
Paula Alonso Galería. David Morago. Lobas, 2014 (Fragmento). Acrílico y grafito sobre madera. 200×200 cm. Cortesía de la galería

 

 

BS: ¿Qué nos podría decir sobre el mercado del arte en España y la relación con la última edición de la feria SUMMA?

 

JDN: He visto a bastantes coleccionistas, algunos de los cuales ya conocía, y otros que he tenido la oportunidad de conocer durante SUMMA. Creo que el coleccionista medio español tiene un gran interés por conocer y apostar por artistas jóvenes, y me parece una buena dirección. Pero la realidad es que durante la feria las ventas han sido más bien tibias, a pesar de los buenos precios que han barajado las galerías. Seguimos instalados en un momento de cautela, tanto desde el coleccionismo privado como institucional. Me parece que sigue siendo necesario transmitir la idea de coleccionar con sentido para que los patrimonios puedan tener coherencia en el futuro.

 

sobering. Jos Näpflin. Wertzeichen. Signs of Value, 2008. DETALLE 4. Hierro ennegrecido, hierro bañado en oro ø 10 mm. ca. 200 x 240 mm.
Galería Sobering. Jos Näpflin. Wertzeichen. Signs of Value, 2008. DETALLE 4. Hierro ennegrecido, hierro bañado en oro ø 10 mm. ca. 200 x 240 mm.

BS: Me interesa mucho la diversidad con la que ejerce su profesión. Quitando el protagonismo al mercado del arte, se ha involucrado en proyectos de residencias artísticas, ¿qué nos podría comentar al respecto?

 

JDN: Ya he comentado en diferentes ocasiones que las residencias de artistas (o de comisarios, en definitiva, de pensadores) son la gran asignatura pendiente de nuestro país. Existen iniciativas muy meritorias pero siguen siendo escasas, la mayor parte están siendo llevadas a cabo con gran esfuerzo y pocos apoyos económicos. Es necesario que las instituciones –lo público- se tomen en serio estos modelos. Está demostrado que la movilidad de artistas en una doble dirección genera siempre buenas ideas y nuevos proyectos. Personalmente creo en un modelo que pueda simultanear movilidad, educación y desarrollo de proyectos. En España contamos con un gran número de museos y centros de arte contemporáneo públicos, pero no existe ninguna institución que se dedique solamente a trabajar desde la idea del intercambio de ideas con artistas españoles y extranjeros. Los costes para llevar a cabo este tipo de plataformas son infinitamente menores, y sin embargo las rentabilidades pueden ser enormes.

 

 

BS: Para finalizar y contextualizar los comentarios anteriores, me gustaría preguntarle: ¿Se siente influido por algún comisario, museo o institución para realizar las exposiciones y proyectos que lleva a cabo? ¿Qué artistas le interesan o dicho de otra manera, qué tipo de arte le interesa?

 

JDN: A mediados de los años noventa tuve la oportunidad de trabajar en el CGAC en Santiago de Compostela, y en ese momento inicial entendí que la dirección de mi trabajo curatorial tenía que estar basada en la complicidad con los artistas. Recuerdo el impacto que tuvo en mi la colaboración con Giovanni Anselmo o con Vito Acconci, con ambos aprendí enormemente a través de la coordinación de sus exposiciones, pero sobre todo a partir de las largas charlas que mantuvimos en aquel momento. Pero también fue especialmente revelador poder trabajar con Nancy Spector, comisaria por aquel entonces de la gran exposición de Félix González Torres que recaló en Santiago en 1995. Aunque Félix ya no pudo viajar a Santiago, sentí su obra y su pensamiento de una manera muy profunda gracias al trabajo curatorial de Nancy y a las conversaciones que mantuvimos sobre el artista.

 

Tengo que responder pues que son los artistas quienes han influido de verdad en mi carrera. Y lo siguen haciendo hoy en día. Desde mi época de director artístico del EACC comencé a interesarme cada vez más por la obra de Isidoro Valcárcel Medina, al que invité en algunas ocasiones a impartir talleres en el Espai. Posteriormente hemos trabajado juntos en algunos proyectos expositivos, y hoy Valcárcel es una referencia indispensable e inagotable que me nutre en cada uno de los encuentros que tenemos.

 

En cuanto a mis intereses soy mucho más abierto que hace unos años seguramente, cuando estaba obsesionado por prácticas de tipo relacional. Últimamente he trabajado con artistas muy diferentes entre si y con prácticas diversas… quizás me siento atraído por aquellos artistas que reflexionan sobre la idea del tiempo o de la historia como estrategias para comprender y actuar en el momento presente. Mis proyectos recientes junto a Valcárcel o Rosa Barba van en esta dirección.

 

 

 

 

———

Juan de Nieves es comisario de exposiciones. Entre 1994 y 1998 formó parte del equipo de Gloria Moure en el Centro Galego de Arte Contemporánea (CGAC), y entre 1999 y 2005 fue responsable de exposiciones en el Espai d’Art Contemporani de Castelló (EACC).

Entre 2005 y 2009 fue director artístico del EACC, donde desarrolló un programa enfocado en la producción de piezas específicas en relación al contexto urbano y socio-cultural. Entre otros proyectos, llevados a cabo tanto en el propio centro como en el espacio público, cabe destacar las intervenciones de Santiago Cirugeda, Daniel Buren, Miguel Ventura, Angel Vergara, John Knight, Antonio Miralda o Josep María Martín. Asimismo programó una serie de exposiciones que exploraron los lenguajes del video y cine (Paul Sharits, Ulrike Ottinger) junto con el desarrollo de talleres de artistas y cineastas.

En 2013 fue nombrado director de Rupert en Vilnius, Lituania.

Como comisario independiente ha realizado exposiciones con Rosa Barba, Isidoro Valcárcel Medina, Dora García, Angel Vergara o Jorge Barbi entre otros.

A lo largo de casi veinte años de trayectoria, Juan de Nieves ha impartido numerosas conferencias y talleres en Europa y Latinoamérica. Desde 2007 es profesor invitado en el Master en Arte, Museología y Crítica Contemporáneas de la Universidad de Santiago de Compostela. Entre otros proyectos en curso, prepara una exposición con la artista Rosa Barba para el CAC Vilnius que tendrá lugar en junio de 2014.

Juan de Nieves es miembro de IKT, International Association of Curators of Contemporary Art, y de ADACE, Asociación de Directores de Arte Contemporáneo de España.

 

 

 Bernardo Sopelana (México, 1981)
Es comisario independiente y gestor cultural. Estudió producción cinematográfica en la Ciudad de México y Comisariado y gestión cultural en la Universidad Carlos III y el Instituto Superior de Artes. Entre sus últimos proyectos curatoriales, se encuentran Principio de incertidumbre en la galería The Goma, … y así sucesivamente… en SALÓN, ICEBERG en Matadero Madrid, Después de ahora en la galería Raquel Ponce y la exposición itinerante Movimiento constante para el Instituto de México en España, el Instituto Cervantes de Budapest y el M17 Contemporary Art Center de Kiev.

Como gestor cultural, formó parte del equipo de la galería Elba Benítez, coordinó la primer edición del programa A 3 Bandas y fue coordinador general de Garash Galería en el Distrito Federal, México.

Ha escrito textos críticos sobre la producción de Marlon de Azambuja, Cristina Garrido, Elena Alonso, Theo Firmo, Wakas Khan y para los catálogos del proyecto Interferencias que lleva a cabo cada año la galería Nuble en Santander. Es colaborador de la revista online de arte contemporáneo Nosotros.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>